14 octubre 2010

Esperanza


No creo que alguien en este mundo no se haya enterado de lo que sufrieron los mineros y su perfecto rescate, por lo menos debieron haber escuchado a alguien hablar de eso. El avance de la tecnología es impresionante, las noticias 2.0, dicen que la salida del 1er minero tuvo tanta audiencia televisiva como la de la llegada del Apollo 11 a la la luna, claro tomando en cuenta la diferencia de épocas, medios de difusión de información y población, por que si algo parecido ocurriera en la actualidad creo que se triplicaría la audiencia. En Twitter eran cientos los tweets que se escribían cada minuto sobre los mineros, muchos los links de enlaces para ver las señales en vivo por Internet, muchos los canales que dividieron sus pantallas para nunca dejar de transmitir lo que ocurría en Chile, páginas de Internet dedicadas a informar minuto a minuto sobre el rescate, cadenas por mensajería instantánea en los celulares, en fin si hubo alguien que no se enteró fue por falta de interés mas no por falta de fuentes de información.
El mundo se volcó hacia América Latina, específicamente hacia ese país largo del sur, muchos se enteraron ayer dónde queda Chile, incluso dónde queda América Latina. El continente que está, según organizaciones internacionales, creciendo económica y socialmente con uno de los índices mas altos del mundo, pero también es el continente donde vive la mayor cantidad de gente que no siente ese avance. Lo que nunca ha dejado de crecer en este lado del planeta es la alegría de su gente y la fuerza que tienen para enfrentar adversidades.
 
Para muestra un botón, Chile. Un país que vivió una catástrofe sin iguales a comienzos de este año, un terremoto que devastó pueblos enteros pero que poco a poco se ha levantado, y prácticamente por sus propios medios, porque a los pocos meses anunciaron que ya no necesitaban mas ayuda de paises amigos. Luego ocurre la tragedia en la Mina San José en la región de Atacama, ésta colapsa en un día normal de trabajo y quedan atrapados los mineros que laboraban ese día allí, luego de un tiempo se recibe la buena noticia de que todos estaban bien en el refugio de la mina, el lugar mas profundo de ella a casi 700mts de la superficie. Y allí el país larguirucho se unió en uno solo, con un único ideal, liberar a los 33 mineros con vida de las fauces de la tierra.Y finalmente ayer lograron su meta, conmoviendo a todo el planeta, sacándonos lágrimas y sonrisas, dejando en evidencia nuestros sentimientos, y nos hicieron sentir esa unidad que ellos lograron desde que se enteraron del derrumbe en la mina. Fue un gran ejemplo de Humanidad lo que nos dejaron los Chilenos.
Ahora, ya todos libres, les tocará vivir su segunda oportunidad, que es una muy buena segunda oportunidad. Con ofertas de trabajo en todo tipo de actividades, ahora a los 33 obreros humildes les tocará lidiar con la fama, esa señora que si no la sabemos sujetar bien, nos lleva con ella y destruye nuestras vidas. Porque ya esta el proyecto de una película, de varios libros, la publicación del diario que escribió durante su "estadía" en la mina, Víctor Zamora, entrevistas, conferencias, en fin, ingresos les van a sobrar. Suerte para ellos en esta nueva vida que les regaló el encierro. 
"La Esperanza es lo último que se pierde", una frase muy común en tiempos de crisis y que gracias a Dios esta vez no falló. 
Ayer fue un día de buenas vibras! qué mejor manera de deseárselas que recordando al 1er, al 2do y al útimo minero....   
video

No hay comentarios:

Publicar un comentario